viernes, 27 de febrero de 2015

Curiosidad


Cuando yo era niña constantemente me hacía preguntas. La gran mayoría no las hacía en voz alta, y al rato me olvidaba de ellas. Eso creía.

Con el paso de los años, muchas de aquellas preguntas tejidas con mi ingenua capacidad infantil han ido obteniendo respuesta. Sentía entonces algo difícil de explicar; un ¡ah, era eso! Como piezas de un puzzle que después de muchos intentos, encajan de pronto.

Muchas veces los mayores no eran capaces de darnos una respuesta adecuada, un simple ¡porque sí! ponía fin a aquel intento de charla platónica.

Hoy vamos con prisas, con impaciencia, con tensión y con otros equipajes poco deseados. Sin embargo, me parece muy penoso advertir con qué facilidad las generaciones que hoy son niños/as "pasan" de hacer preguntas o de esperar respuestas.

Jóvenes dispuestos a "salir en la tele" con tanta poca cultura como vergüenza, y no sufras, que no se van a poner "coloraos". Niños "pegados" a una pantalla o videojuego, admirando hazañas imposibles y virtuales sin entender que cientos de libros y museos esperan mostrarles verdaderos tesoros, reales o imaginados.

Que entre sus familiares hay historias preciosas de las que aprender, con capacidades que tal vez nunca conozcan porque apartaron la palabra curiosidad de su vocabulario.

Mientras tanto, y cuando me entre el desaliento, seguiré mirando los hermosos y únicos dibujos que me dedican mis preciosos "guerreros de luz" anhelando que nunca pierdan su interés por el mundo que les rodea, y sepan transmitirlo después.


domingo, 22 de febrero de 2015

¡Guapas!

Sí, os lo digo a todas las que leáis esta entrada. Podría enumerar algunas razones de por qué hoy elijo compartir este video con vosotras/os (chicos, a vosotros también os va a gustar), pero la principal es ¿por qué no?

Mi meta es ser Yo Misma. Gracias, Chojin, por ver lo que somos.





lunes, 16 de febrero de 2015

Decisiones Y Elecciones


Caminaba sin rumbo fijo. Le bastaba escuchar el sonido de sus propias pisadas para sentirse mejor.  La Princesa había descubierto tiempo atrás el beneficioso efecto de pasear pisando tierra. Nada de asfaltos ni terrazos; arena y hojas, hierba fresca, madera...

Con cada paso la energía fluía y los pensamientos se ordenaban. ¡Lástima que no hubiera aprendido esto en la escuela!

Pese a muchas pequeñas adversidades, sentía que estaba en el mejor momento de su vida, el presente. Necesitaba canalizar todo lo aprendido en estos meses, para que, por fin, todo comenzara a fluir en el maravilloso curso de la Vida.

Detuvo su marcha. El camino se bifurcaba. Determinar el rumbo, y elegir la opción. Eso era. Inspiró profundamente y sonrió. La Vida esperaba que moviera ficha.

Como en una partida de ajedrez.

martes, 10 de febrero de 2015

Jaula de Cristal


Si fuera real, podría tratarse de un herrerillo, podría. También podría haberle dado un aspecto más realista, pero no buscaba ese efecto. Quería que se notara irreal, lleno de color, con cierto aire infantil y tosco.

He tardado más de lo que pretendía porque ha sufrido alguna transformación desde que compartí con vosotros esta imagen.


El azul es el mismo aunque no lo parezca; es que no están hechas con la misma cámara.


Y una vez acabado, a seguir aprendiendo, que de eso se trata.

Tal vez algún día no muy lejano, pueda deciros que ¡alguien compra mis cuadros!

martes, 3 de febrero de 2015

Moviendo Los Hilos




¿Nunca te has sentido marioneta? Una pequeña y humilde marioneta que se mueve al compás de otra mano que mueve los hilos.

Puede llevar toda una vida aprender a mover nuestros propios hilos invisibles.

Y hay marionetas guiadas por sabias manos que llegan a moverse con tal maestría que parecen diminutos humanos bajo un potente hechizo.

Estos son el anciano Stix y al ingenuo Little Brandon, a quien por cierto, no se le rebelan los modelos cuando sale por la ciudad en busca de la Foto. Y son obra del increible Ricky Syers.






Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...